Inicio » Noticias » Acceso a internet para los profesionales sanitarios en el centro de trabajo: cara y cruz

Acceso a internet para los profesionales sanitarios en el centro de trabajo: cara y cruz

Desde hace tiempo se está llevando a cabo la iniciativa 2.0, Internet en la consulta: una necesidad. Como vemos en su blog, el acceso de los profesionales sanitarios a internet es bastante diferente según las comunidades autónomas, por lo que nos queda mucho camino por recorrer. Casualmente ayer, Pediatría basada en pruebas nos hablaba de la presencia de los Hospitales españoles en las redes sociales, citándonos la presentación que  presentó Ignacio Basagoiti en el 2º Congreso de la Blogosfera Sanitaria. Por otro lado, en ObservaTICs, nos mostraban una traducción y adaptación de los 101 posibles usos de Twitter en un Hospital.

Como vemos, el tema de la aplicación de herramientas 2.0 y el uso de internet en los hospitales sigue dando que hablar, y al hilo de esto, y comentando hace algún tiempo con una compañera la posibilidad de incorporar este tipo de aplicaciones en el entorno sanitario, ella hacía una reflexión al respecto:

¿para qué quiere un profesional sanitario tener acceso a internet o utilizar aplicaciones 2.0 en su dia a día?

No le hace falta…

Le di algunas respuestas. Si un profesional sanitario tuviera acceso a internet podría…

  • mostrar y recomendar a los pacientes los vídeos sobre autocuidados que emiten algunos blogs.
  • informarse de las últimas noticias del Observatorio de Seguridad del Paciente a través de Twitter.
  • contactar por videoconferencia con un compañero de otro hospital para realizar una consulta si fuera necesario.
  • consultar las presentaciones, vídeos y documentos que se han realizado en cursos de formación.
  • trabajar en grupo y elaborar documentos con compañeros de diferentes turnos de manera virtual.
  • tener acceso a documentos relacionados con la práctica basada en la evidencia sin necesidad de esperar a que se publiquen.
  • (hay muchas más…, esperamos vuestros comentarios…) (aquí van algunos de los que nos han enviado hasta ahora…):
  • Rosa Pérez dice: “para estar en contacto con otros profesionales de la salud y para poder conversar y generar conocimiento colectivo en red. También para inspirarse, ya que la efervescencia de ideas, propuestas y proyectos es inmensa en la red. Y sobre todo… Para aportar contenido de utilidad”
  • Pilar López dice: “poner en contacto a nuestros pacientes con colectivos de pacientes con proceso similares al suyo”

Ella me dijo que todo eso estaba fenomenal, pero me planteo una nueva cuestión

En la actualidad, ¿Cuantos profesionales utilizarían estas herramientas de esa manera?

Y es que claro, todos hemos visto alguna vez utilizar algún ordenador con conexión a internet en el trabajo para hacer otras cosas…

…pero… ¿realmente sabemos si la posibilidad de utilizar estas herramientas podría interrumpir el desempeño de nuestro trabajo? Si en algunas comunidades está en abierto... no irá tan mal ¿no? Y en el caso de que fuera mal y entorpeciera el desempeño del trabajo, ¿podríamos hablar de una solución intermedia?. La utilización de recursos prefiltrados que si dispongan de acceso autorizado o algún mecanismo que fuera capaz de poder utilizar las bonanzas del acceso a la información de manera síncrona, podrían ser algunas soluciones, pero ¿quien controlaría a qué lugares podemos acceder o a cuales no?.

Bajo nuestro punto de vista el tema esta claro, ¿que es lo que mi organización sanitaria quiere? Y si eso es lo que quiere… ¿porque no me deja hacerlo…? ¿Acaso no se habla ya hoy de la prescripción de links? ¿No debería salir una persona que acude a consulta con su intervención minima o avanzada en tabaquismo y con al menos el enlace a Mi vida sin ti? ¿También podría recibir mensajes y consejos fáciles de lograr sobre salud, seguridad y bienestar u otra información sobre su salud no?

El caso es que entre pregunta y pregunta, y mientras buscamos las respuestas adecuadas, al final seguimos perdiendo oportunidades de dar algunos pasitos hacia delante…

Actualización 13/07/2011: Incorporamos nuevas respuestas a la pregunta que se plantea con los comentarios de las personas que nos visitan.

Etiquetas :
Post anterior
Post siguiente

Sobre Cuidando

Cuidando.es, Blog de Enfermería, eSalud, Investigación e Innovación.

19 Comentarios

  1. Muy interesante el post.

    Creo que la culpa en parte es nuestra, porque no somos capaces de explicarles a nuestros propios compañeros y gestores cómo puede beneficiar una conexión de Internet a nuestro trabajo, como los ejemplos que citas.

    Además, siempre habrá algún compañero que usará las herramientas en su vertiente de ocio y seguramente que esos ejemplos pesarán a la hora de decidir o no su implantación.

    No soy partidario de filtros, límites o controles, sino de formación en su uso y de responsabilidad individual.

    Como siempre, tendremos que ser los profesionales de a pie los que demostremos con nuestro trabajo y resultados que el uso de esta tecnología produce un beneficio en nuestros cuidados a los pacientes.

    ¿Conocéis alguna iniciativa investigadora en este sentido?

  2. Antonio Jesús Ramos Morcillo

    Muy buenas Chema, pues la verdad es que si, tenemos las herramientas… pero tambien su parte perversa, debemos mostrar con el ejemplo que es adecuado e importante utilizarlo.
    Realmente no conozco ninguna iniciativa investigadora en este sentido, si te puedo decir que en mi entorno cercano alguna vez “ha volado” esa idea de investigar ese área, pero lo desconozco.
    Un saludo¡¡ Gracias por participar.

  3. En mi opinión está muy claro que la posibilidad de acceder a la red desde el puesto de trabajo nos abre un gran abanico de herramientas de mucha utilidad; la posibilidad de que se utilice para el ocio también está abierta y seguro que habrá quien lo haga, pero quien esté dispuesto a que internet interfiera en su trabajo y no lo tenga estoy seguro que encontrará otras opciones para “entretenerse” y perder el tiempo al margen de la red.
    Desde luego, yo creo que las ventajas ganan por goleada a los posibles inconvenientes.
    Un abrazo y buenas vacaciones!!!

  4. Mi “consuegro” Javier ha dado en la clave… el que quiera perrear durante la jornada laboral, buscará cualquier excusa para hacerlo, tenga o no tenga internet. Estoy de acuerdo en que INTERNET en la consulta es una necesidad pero a la de ya! Y os lo dice un señor que está en una de esas comunidades autónomas (La Rioja) pintadas de gris oscuro en el mapa de situación respecto al acceso de internet… y porque más oscuro no se podía poner, que si no, ahí que hubieramos estado también, jajaja…

    • Ya sabes tú que las cosas de palacio van despacio… Al igual que le he comentado a Javier, mientras “nos dejan”, tendremos que seguir como “hormiguitas” demostrando cuales son los efectos potenciales del uso de estas herramientas. ¿Te apuntas?

  5. Muy buenas respuetas a la pregunta de la compañera.

    Añadiría: para estar en contacto con otros profesionales de la salud y para poder conversar y generar conocimiento colectivo en red. También para inspirarse, ya que la efervescencia de ideas, propuestas y proyectos es inmensa en la red.
    Y sobre todo… Para aportar contenido de utilidad.

    Un abrazo de vuestra Turronera Mayor

  6. Hola chicos, comentar dos cosas:

    – totalmente de acuerdo con comentarios anteriores: el que quiera perder tiempo, lo hará con o sin acceso a internet;

    – con internet en la consulta podemos poner en contacto a nuestros pacientes con colectivos de pacientes con proceso similares al suyo.

    • Antonio Jesús Ramos Morcillo

      Hola Pilar, desde luego que podría ser útil… es evidente, esperemos pronto poder utilizar estos recursos poniendolas en contacto a personas que tienen procesos similares.
      Un abrazo, hasta pronto¡¡

  7. Una medida que podría ayudar a justificar la presencia de internet en las consultas es que se llevara a cabo una justificación documental de contenidos en Salud consultados o adecuados para consultar en el proceso de la consulta de enfermería. Una especie de guía de documentos on-line, literatura gris, revistas científicas, herramientas y calculadoras y páginas de salud precisas y adecuadas para el seguimiento de un paciente en consulta.
    Y otra cuestión… ¿los cargos superiores tienen acceso a internet? Y en caso de respuesta positiva… ¿para qué lo utilizan, qué documentos consultan y qué utilidad le dan?
    Creo imprescindible la presencia y utilización de internet en una consulta y se puede justificar en sus aplicaciones.

    • Antonio Jesús Ramos Morcillo

      Hola Lola, pues desde luego que es interesante lo que planteas, cuando yo trabajaba en el SAS a través de la intranet de mi distrito se podía consultar on line alguna cosita, pero muy reducida y solo con contenidos médicos.

      Un abrazo.

  8. Creo que no podemos pasar más tiempo sin abordar este tema en todas las organizaciones sanitarias. No podemos seguir dando la espalda a una realidad, y es que el acceso a internet es una necesidad y una herramienta clave en la mejora de la calidad.

    Sobre los “contras”, me niego a pensar que el motivo por el cual no se da el paso sea el “riesgo de que el profesional se disperse y no haga su trabajo”. Me parece un planteamiento tremendamente primitivo, tayloriano y casposo. ¿Tan poquísimo confiamos en nuestros profesionales?… Además, una utilización generalizada de internet para fines “no productivos”, más que decir poco del profesional, diría muy poco de quienes gestionan los equipos de trabajo. Si un profesional cumple sus objetivos y tiene tiempo para usar internet lúdicamente, evidencia un problema de planificación por parte del equipo donde trabaja, y pone de manifiesto bolsas de ineficiencia que hay que gestionar.

    Creo sinceramente que el motivo es otro. De mi anterior etapa al frente de los sistemas de información puedo contaros que los equipos con acceso libre a internet presentaban continuos problemas de seguridad que ninguno de los antivirus y sistemas podían evitar. La ratio de incidencias de mantenimiento de los terminales con acceso a internet respecto a los que no lo tenían era de 12 a 1, y eso sí es un problema. Ahí es donde veo la pega, pero creo que merece la pena buscar soluciones a este problema.

    Del lado de las ventajas, además de las que habéis enumerado en el post y en los sucesivos comentarios , que suscribo en su totalidad, añadiría otra, y es la posibilidad de mantener una comunicación no presencial con determinados pacientes. En AP luchamos contra el fantasma de la hiperfrecuentación, y la consulta no presencial usando el mail, chat, o cualquier soporte de este tipo podría ayudar bastante.

  9. Aprender, para mi es lo mas importante… Pero aun mucha gente piensa que redes sociales es el facebook y ya está. No todos son como vosotros, currantes y activos en el mundo 2.0

  10. Respondo como informatico sanitario que soy. Tener internet en la consulta me parece fundamental. Y en el SESPA así se ha entendido siempre. Todo el mundo que lo ha solicitado lo tiene.

    El problema viene después y es el mal uso. Hay gente currante que lo usa correctamente, aunque luego dedique un rato a leer el periodico o el powerpoint chorras.

    Pero hay una inmensa mayoría que hace un uso simplemente basado en el ocio. Palabra que se conjuga mal con “puesto de trabajo”.

    Pero incluso el uso basado en el ocio, no es “malo” para la organización, siempre y cuando consuma pocos recursos y no suponga la entrada de virus y malware en los PCs.

    Ejemplos de mal uso tipicos que consumen una ingente cantidad de recursos: videos de youtube, escuchar la radio por Internet, etc => Esto consume un ancho de banda gigantesco. El problema es que el usuario no sabe que algo que para el es tan tonto como escuchar la musica de spotify puede dejar KO la red, cuando el vecino esta tambien al youtube y el vecino y el vecino.

    Resultado: a partir de las 14:00h cuando la mayor parte del personal empieza a estar ocioso el rendimiento de la red decae MUCHO y afecta a los que si estan trabajando, especialmente si usan aplicaciones online.

    Otro ejemplo de mal uso es entrar a ampliar los conocimientos de anatomia femenina… He cazado con el control remoto a compañeros accediendo paginas de este tipo a las 8.30 de la mañana! y yo dormido con el cafe en la mano! que humor a estas horas! 8-(

    Además este tipo de contenidos acaban infectando el ordenador con virus, troyanos,… y esto acabará afectando a quien si quiera trabajar.

    Por otro lado controlar y sancionar a quien lo hace mal no parece muy viable. Se necesitaría personal específico para hacer auditorías cada poco… Esto supone incrementar el gasto.

    RESUMEN: Mas que internet si o no (la respuesta es si por supuesto) creo que la pregunta es: ¿ como conseguir que la gente use el recurso con responsabilidad ?

  11. Por cierto! Me ha gustado el concepto de recetar links!!!

    Algun dia les dareis a los pacientes una hoja impresa con codigos QR para que los lean con el movil.

    No me parece descabellado (para la gente joven claro)

  12. Antonio Jesús Ramos Morcillo

    Efectivamente Marcos, la parte perversa existe y está, pero de alguna manera habrá que “normalizarla” y permitir su uso adecuado, es un recurso importante y hay que explotarlo.
    Gracias por comentar.

  13. -Si para acceder al ordenador corporativo necesitas clave personal e intrasferible, si usas mal internet ¿no pueden advertirte de ello?
    – ¿Tan abusivo es el mal uso de internet frente al buen uso? (y aquí separemos por categorías profesionales, por favor) ¿Hemos de pagar justos por pecadores?
    – Podría estar de acuerdo en bloquear el acceso a determinadas páginas (nunca en sólo permitir el acceso a unas cuantas), pero es que en youtube existen muchos vídeos de consejos sanitarios muy relevantes.

  14. Nos olvidamos del navegador; casi todas las Consejerías funcionan con Explorer 6 (usado por menos del 10% de la población y con problemas de compatibilidad con los nuevos lenguajes de programación).
    Detalle: para salvar ese problema algunos de los médicos de un hospital cercano usaban un explorador portatil montado en un usb. Fueron inhabilitados los usb de los ordenadores.

Antes de realizar un comentario, lee estas normas:
- No escribas comentarios ofensivos o con fines autopublicitarios.
- Cíñete al tema del artículo en cuestión.
- No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando.
- Utiliza adecuadamente el español.
- Tu comentario no se publicará inmediatamente porque será moderado, ten un poco de paciencia.
- Todos los comentarios que no cumplan con estos requisitos serán eliminados.

Gracias por tu sensatez.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

*

Subir
A %d blogueros les gusta esto: